Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for 28 enero 2009


De acuerdo con las conclusiones de un estudio llevado a cabo por investigadores del grupo de Epidemiología de las Drogas de Abuso del Instituto Municipal de Investigación Médica (IMIM-Hospital del Mar) y en el que han colaborado la Universitat de Barcelona (UB) y el Observatorio Español Sobre Drogas, el número de personas que se inician en el consumo de heroína en España es un 95% inferior respecto a los que lo hacían entre los años 1979 y 1982, cuando el índice de adictos llegó a su máximo entre los ciudadanos de 15 a 44 años.

 

En el año 1980, 190 de cada 100.000 habitantes se iniciaban en el consumo de esta sustancia, una tasa que en 2005 se había reducido a 8 por cada 100.000 ciudadanos, siendo la adicción cinco veces más frecuente, de media, en hombres que en mujeres.

 

Asimismo, el estudio, publicado en el número de febrero de la revista Addiction, también muestra la evolución de la incidencia del consumo de la heroína en España desde 1971 a 2005, a través del análisis de datos de 167.753 personas adictas a esta sustancia. Según la misma, la tendencia cambió a finales de la década de los ochenta, cuando la administración inyectada se fue sustituyendo por la inhalada, principalmente por el riesgo de contagio de VIH e infecciones por hepatitis C. Entonces, la edad media de iniciación era de 21 años y la de tratamiento de 28.

 

La Dra. Antonia Domingo, coordinadora del estudio, señaló que esta tendencia también es consecuencia de la aparición de otras sustancias consideradas de “menos riesgo” por la sociedad, como la cocaína y el éxtasis, así como por las consecuencias de la aparición de casos de Sida.

 

La tendencia a la baja se ha estabilizado en los últimos años y, después de alcanzar las cotas máximas de consumo a principios de los años noventa, con más de 150.000 consumidores, los investigadores alertan de la necesidad de estudiar la evolución de otras drogas ante los cambios de hábitos de consumo.

 

 

Fuente: JANO.es

Read Full Post »


Se dice pronto, pero más de diez mil personas abandonaron el vicio del tabaco gracias al Programa para Deixar de Fumar de la Universidade de Santiago, que dirige el catedrático y director de la unidade de Tabaquismo de la USC, el profesor Elisardo Becoña, desde hace 25 años.

 

El programa, basado en un tratamiento psicológico, y que cuenta con una “gran aceptación y eficacia”, es manejado no sólo por los psicólogos de la unidad que dirige Becoña, sino también por otros profesionales en su práctica clínica cotidiana no sólo gallegos, sino de toda España e incluso de Europa.

 

Para el profesor Elisardo Becoña, los últimos avances en el control del tabaquismo desde la entrada en vigor de la ley en España, “no son todavía suficientes para que las personas dejen de fumar. Además, hay muchos fumadores que lo desean pero no saben cómo hacerlo o no son capaces de conseguirlo por su cuenta. Es entonces cuando necesitan ayuda profesional, como la que prestamos desde la Universidade de Santiago”.

 

Así, los expertos del programa tratan a los fumadores que quieren decir adiós al tabaco mediante un método que debilita los componentes fisiológico, psicológico y social.

 

El programa consta de seis sesiones de una hora, repartidas entre otras tantas semanas. El usuario, incluso, dispone de un servicio de apoyo telefónico y cuenta, además, con la ayuda de un manual del programa para dejar el tabaco, que ya ha alcanzado su cuarta edición.

 

En cuanto al perfil del usuario, la mayoría tienen entre 35 y 50 años, personas que ya comienzan a notar problemas de salud.

 

La unidad que dirige Becoña cuenta con diversos programas, incluso para personas con una elevada dependencia, además de uno por correo. Los interesados pueden llamar al 981 54 71 46 .

 

 

Fuente: elcorreogallego.es

Read Full Post »


La presidenta de Filipinas, Gloria Macapagal Arroyo, aseguró que dirigirá personalmente la lucha antidroga en el país, después de que saliera a la luz un escándalo de corrupción en el seno de la Fiscalía del Estado, cuyos miembros aceptaron supuestamente sobornos de traficantes. ‘No deberíamos permitir que esta amenaza expanda sus tentáculos, arruine a nuestra juventud y arañe la integridad de nuestras instituciones legales y nuestro sistema judicial’, dijo Arroyo, tras pedir el apoyo de ayuntamientos, escuelas, iglesias y sociedad civil para acabar con el problema.

 

La declaración de la presidenta llega después de que estallara el caso conocido como ‘los Alabang Boys’, según el cual varios fiscales aceptaron sobornos a condición de reducir los cargos contra tres jóvenes traficantes pertenecientes a poderosas familias filipinas, arrestados en septiembre pasado.

 

Arroyo ordenó el pasado domingo al Departamento de Justicia que suspendiera de su cargo a los fiscales sospechosos.

 

Un estudio sobre el consumo de drogas en Filipinas, realizado en 2004, aseguraba que 6,7 millones de filipinos consumen ocasional o regularmente drogas, principalmente ‘shabu’ (metaanfetamina) y marihuana.

 

Un estudio más reciente del Departamento de Estado estadounidense, realizado en 2008, identificaba Filipinas como uno de los centros de producción y distribución de drogas químicas como la quetamina o la metaanfetamina.

 

 

Fuente: Agencia EFE

Read Full Post »


Según los expertos, provoca alucinaciones y psicosis más potentes que los de la heroína o el LSD, y la Policía filipina atribuye a la conducta agresiva derivada de su consumo muchos de los asesinatos y otros crímenes violentos que cada día se cometen en el país.

 

La sustancia conocida por los químicos como metaanfetamina hidroclorídrica o cristalina afecta al sistema nervioso y a corto plazo puede causar insomnio, irritabilidad, agresividad y paranoia.

 

A largo plazo en dependientes crónicos, sus efectos son todavía más perniciosos, pues la droga erosiona los vasos sanguíneos que llegan al cerebro, generando síntomas parecidos a los del Parkinson, alertan las autoridades sanitarias.

 

Una de las enfermedades asociadas más conocida es la temida “meth mouth” o “meta-boca”, gracias a la que es fácil reconocer a los adictos porque sus dientes toman un color grisáceo y se deterioran a un ritmo tan rápido que se caen a los pocos meses.

 

Se distribuye en pequeños cristales que se fuman vaporizados y sin emitir olor alguno en las mismas pipas que se utilizan para la heroína pero en dosis mucho menores, de apenas 0,1 gramos frente al gramo habitual para los opiáceos.

 

Una bolsita de esa cantidad, con una calidad del 80 por ciento, vale actualmente en el mercado local apenas 500 pesos (menos de diez dólares), pese a que el precio ha subido de forma exponencial por la cada vez mayor demanda.

 

Esa cantidad de shabú es suficiente para que el usuario experimente durante hasta doce horas un drástico aumento de la energía corporal y sensación de euforia y nerviosismo.

 

No obstante, a la vez produce contracción espasmódica de los músculos, sudoración, alucinaciones y, en cuanto empieza a remitir la euforia, brotes de psicosis y violencia, entre otros efectos.

 

La fabricación de la droga es poco costosa y sencilla, ya que su principal componente activo, la efedrina, se halla en muchos medicamentos para combatir el resfriado legales en todo el mundo pero prohibidos en Filipinas.

 

De cien kilos del fármaco se pueden extraer hasta 70 kilos de droga, señalan fuentes de la lucha antidroga.

 

Por lo general, el shabú es elaborado en laboratorios móviles operados por capos itinerantes de las mafias chinas que casi siempre son desmantelados a tiempo antes de ser descubiertos por la Policía.

 

El tráfico de esta sustancia es ahora una industria que mueve cientos de miles de dólares al día, según datos de las Naciones Unidas.

 

El general Dionisio Santiago, jefe de la Agencia Antidroga filipina, denunció la pasada semana en rueda de prensa que el poder de las bandas de narcotraficantes es tal, que se está convirtiendo en un peligro para la seguridad del Estado por su creciente influencia sobre políticos y jueces en una de las naciones consideradas de las más corruptas del mundo.

 

Pese a que la presidenta, Gloria Macapagal Arroyo, se comprometió a dirigir personalmente la lucha antidroga, ningún destacado narcotraficante ha sido detenido y llevado ante la justicia.

 

Además, el shabú se exporta ya a otros países asiáticos, Estados Unidos, Australia -donde se le llama “ice” (hielo)- y desde hace poco también a Europa.

 

En 2007, un sindicato de filipinos que distribuía la sustancia en España fue desarticulado en Barcelona, donde por aquel entonces casi nadie había oído hablar nunca de la metaanfetamina cristalina.

 

Cerca del 6 por ciento de los 90 millones de filipinos ha probado alguna vez este tipo de narcóticos, el mayor índice de prevalencia de todo el mundo, de acuerdo con el informe de 2008 de la Oficina contra la Droga y el Delito de la ONU.

 

 

 Fuente: Terra Actualidad – EFE

Read Full Post »


Hasta ahora era posible comprar la droga en los llamados head shops y smart shops, tiendas especializadas en la venta de productos relacionados con las drogas, como, por ejemplo pipas de vidrio. La mezcla de hierbas se comercializó como “hierbas aromáticas” para perfumar, pero también para fumar. Ahora, la droga se prohibirá su venta por haberse confirmado que es altamente tóxica y de gran potencial de adicción.

 

El estupefaciente se vende con los nombres de Spice Gold,  Spice Silver, Spice Diamond, Spice Arctic Synergy, Spice Tropical Synergy o Yukatan Fire, y se puso a la venta como una inofensiva “mezcla de hierbas biológicas”. Pero esto no es verdad, ya que, inhalada, libera una sustancia psicoactiva llamada “CP-47, 497”, que se asemeja al componente TCH del cannabis y es cuatro veces más poderosa que éste, según confirma la Oficina Federal Alemana de Investigación Criminal (BKA). En un primer efecto, la droga desinhibe y euforiza exageradamente a quien la consume, para luego causar un estado de cansancio profundo.

 

Por ello, la Responsable alemana de la Lucha contra la Drogadicción, Sabine Bätzing, anunció a finales de diciembre la prohibición del producto. Ulla Schmidt, ministra de Salud de Alemania, decidió su prohibición urgente. Eso significa que, a partir del jueves 22 de enero, la droga se retirará de la venta. Además, se sancionará su producción, comercialización y consumo. Spice se vendía hasta ahora legalmente, pero, según la responsable de prevención contra la drogadicción, Bätzing, influye en el sistema nervioso y circulatorio. “Spice es peligroso”, dice Bätzing, “tenemos que quitar la droga del mercado”.

 

 

“Está comprobado que el fabricante de la sustancia agregó intencionalmente los elementos estupefacientes”, dice Bätzing, “colocándole una etiqueta que lleva al comprador a pensar que se trata de un aroma para ahumar”. El consumo de Spice es sumamente riesgoso. Bätzing expresó que confía en que su demanda disminuirá. Según la ley de narcóticos, su consumo podrá ser castigado con una multa o con una pena de hasta cinco años de libertad provisional.

 

La Oficina Federal Alemana de Investigación Criminal insiste en que una sobredosis puede tener consecuencias fatales. El potencial adictivo es superior al del cannabis y, al quemar la sustancia, se desarrolla un humo tóxico y cancerígeno. La inhalación de Spice puede tener efectos secundarios extremos como miedo, angustia, náuseas, cambios bruscos de ánimo y hasta pérdida de la conciencia. Bätzing confía en que disminuirá la demanda.

 

En pocos meses, este producto, que se adquiría como hierbas aromáticas, se ha convertido en una de las drogas más populares de Alemania, sin que pueda detectarse en la orina y, por tanto, sin el consiguiente riesgo de ser retirada de circulación.

 

A pesar de que Spice ya estaba en venta desde hace años, el problema era prácticamente desconocido hasta principios de 2008. Solo en los últimos meses atrajo la atención de la BKA la demanda creciente del estupefaciente. Según la experiencia de la Central Alemana de Educación para la Salud, la prohibición, unida a medidas educativas, puede lograr reducir el uso de la droga de moda, como pasó con Ecstacy al principio de esta década. Ecstacy era entonces una droga popular. Un ocho por ciento de los jóvenes de Alemania la consumían. Ahora ya sólo un dos por ciento admite que la consume, según un vocero de dicha Central.

 

La Oficina Federal Alemana de Investigación Criminal considera probable que, después de la prohibición de Spice, se lancen nuevos productos similares al mercado. Según los comerciantes, en la escena de la droga ya se habla de Space como sucesor atenuado de Spice. Por eso, Harald Terpe, experto en Lucha contra la Droga del partido Los Verdes, critica que Spice haya sido retirada del mercado por medio de cambios en la Legislación sobre Narcóticos, y no a través de cambios en la Ley de Medicamentos.

 

El Colegio Federal de Médicos aplaude la prohibición, pero exige al mismo tiempo medidas educativas y ayuda para los jóvenes. Si no se ofrece a los jóvenes actividades creativas y deportivas, el problema de la adicción será un tema sin solución, dice Frieder Hessenauer, el responsable de la lucha contra la drogadicción de dicho Colegio. En este momento “no sólo se necesitan planes de rescate para los bancos, sino también inversiones en el futuro de niños y jóvenes”.

 

 

 

Fuente: dw-world.de

Read Full Post »

Older Posts »