Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘Sanidad’


El primer artículo en que el profesor Richard Doll estableció una relación directa entre el cáncer de pulmón y el hábito de fumar apareció en 1950, en el British Medical Journal; y nadie, como era de esperar, le prestó mucha atención. Fumar estaba bien, fumar era cool y no hacía daño; tan inofensivo era que incluso muchos médicos se prestaban para publicitarlo, así que, a pesar del rigor de los estudios del doctor Doll, la comisión de cáncer del Departamento de Sanidad británico pensó que pedir a la gente que dejara de fumar podía originar “un ataque masivo de pánico”.

 

Así estaban las cosas a comienzos de los 50. Puede que muchos, cuando se topan con las agresivas campañas contra el tabaco que llevan a cabo casi todos los gobiernos occidentales, den por sentado que son el último eslabón de una larguísima batalla, que han sido acaso siglos intentando persuadir a los fumadores, tratando de explicarles, de hacerles ver, de hacer que comprendan que cáncer y tabaco conforman un binomio, sólido e indisoluble; lo cierto es que hasta bien entrado el siglo XX era considerado un hábito inofensivo, y fue el epidemiólogo británico el encargado de revelar la realidad destructora de los cigarrillos. Lo hizo justo después de dejar de fumar.

 

En 1948, Doll (sir Richard Doll gracias a sus hallazgos) trabajaba en el Consejo de Investigación Médica del Reino Unido. Decenas de miles de hombres que habían regresado del frente habían multiplicado extrañamente las estadísticas de cáncer de pulmón, y la inquietud de las autoridades sanitarias resultó en un encargo para que investigara y explicara lo que estaba ocurriendo. “Yo personalmente pensaba que era culpa del alquitrán de las carreteras. Sabíamos que había carcinógenos en esa sustancia”, dijo más tarde. Se creía igualmente que la causa podía ser la contaminación atmosférica, tanto así que las autoridades estaban dispuestas a aceptar que todos esos soldados tenían más en común el haber aspirado el aire viciado de Londres que haber compartido experiencias en el frente. Y estar en el frente, como saben los soldados, significa fumar. Y mucho.

 

“El riesgo de muerte aumenta en proporción a la cantidad de tabaco fumado –escribió Doll en su artículo de 1950, una de las primeras frases que relacionaron tabaco y cáncer–. Puede ser 50 veces superior entre quienes fuman más de 25 cigarrillos al día que entre quienes no fuman”.

 

Los obstáculos que a partir de entonces tuvo que sortear antes de ver reconocidos sus postulados fueron, probablemente, el anticipo de lo irritantemente lentas y farragosas que han sido las posteriores batallas contra el tabaco, las tabacaleras y el tabaquismo. Así las cosas, tuvieron que pasar cuatro años para que el Ejecutivo británico suscribiera el trabajo del profesor. Ese día, el 12 de febrero de 1954, el ministro de Sanidad compareció ante la prensa para decir que sí, que el tabaco producía cáncer; lo hizo (sin un ápice de cinismo) fumando un cigarrillo tras otro.

 

Unos meses antes, Doll había recibido la inesperada visita del presidente de Imperial Tobacco, quien llegó acompañado de su experto en estadística. Los dos ponían en duda sus investigaciones. A Doll le gustaba contar que cinco años más tarde el estadístico había amenazado con dimitir, exigiendo a su jefe que reconociera en público la verdad de sus hallazgos. Acabó en la calle, naturalmente, aunque antes, usando por última vez su cuenta de gastos, quiso tener el detalle de invitar al profesor y su esposa a cenar.

 

Doll murió en el 2005. Y no de cáncer de pulmón.

 

 

 

Fuente: elperiodico.com

Autor: Mauricio Bernal

Anuncios

Read Full Post »


Se dice pronto, pero más de diez mil personas abandonaron el vicio del tabaco gracias al Programa para Deixar de Fumar de la Universidade de Santiago, que dirige el catedrático y director de la unidade de Tabaquismo de la USC, el profesor Elisardo Becoña, desde hace 25 años.

 

El programa, basado en un tratamiento psicológico, y que cuenta con una “gran aceptación y eficacia”, es manejado no sólo por los psicólogos de la unidad que dirige Becoña, sino también por otros profesionales en su práctica clínica cotidiana no sólo gallegos, sino de toda España e incluso de Europa.

 

Para el profesor Elisardo Becoña, los últimos avances en el control del tabaquismo desde la entrada en vigor de la ley en España, “no son todavía suficientes para que las personas dejen de fumar. Además, hay muchos fumadores que lo desean pero no saben cómo hacerlo o no son capaces de conseguirlo por su cuenta. Es entonces cuando necesitan ayuda profesional, como la que prestamos desde la Universidade de Santiago”.

 

Así, los expertos del programa tratan a los fumadores que quieren decir adiós al tabaco mediante un método que debilita los componentes fisiológico, psicológico y social.

 

El programa consta de seis sesiones de una hora, repartidas entre otras tantas semanas. El usuario, incluso, dispone de un servicio de apoyo telefónico y cuenta, además, con la ayuda de un manual del programa para dejar el tabaco, que ya ha alcanzado su cuarta edición.

 

En cuanto al perfil del usuario, la mayoría tienen entre 35 y 50 años, personas que ya comienzan a notar problemas de salud.

 

La unidad que dirige Becoña cuenta con diversos programas, incluso para personas con una elevada dependencia, además de uno por correo. Los interesados pueden llamar al 981 54 71 46 .

 

 

Fuente: elcorreogallego.es

Read Full Post »


El ministro de Sanidad y Consumo, Bernat Soria, anunció que su departamento está en “un período de reflexión” para analizar el desarrollo actual de la Ley Antitabaco y atender las peticiones procedentes de determinados sectores sociales, sociedades médicas y de alguna comunidad autónoma, como Cataluña, que han pedido que la norma sea “más restrictiva”.

 

Soria, durante una rueda de prensa en la sede del Ministerio con motivo del Día Mundial del Corazón, que se celebrará el próximo domingo 28 de septiembre, afirmó que estas peticiones de endurecimiento están motivadas por el incumplimiento de la norma en algunas comunidades autónomas. “En este momento tenemos una situación asimétrica con comunidades en que se está cumpliendo la norma y otras en las que no se está cumpliendo o no se está cumpliendo tanto”, aseguró.

 

Por ello, advirtió de que “sería muy beneficioso que la Ley se cumpliese en todas las comunidades y, al mismo tiempo, hay una petición de determinados sectores sociales, sociedades médicas y de alguna comunidad autónoma de que la ley podría ser más restrictiva. Estamos en un periodo de reflexión”, declaró.

 

Según señaló el ministro, la Ley fue aprobada por unanimidad y ahora “cada comunidad tiene que ser eficiente en la inspección y la sanción”. El problema, según los datos que maneja el Ministerio, es que “hay alguna comunidad que ni inspecciona ni sanciona, por lo que se va relajando esa norma”.

 

Entre las comunidades que están garantizando el cumplimiento de la norma destacó la labor de Andalucía o Cataluña, asegurando que esta última es quien ha manifestado “de forma más clara” su petición de modificar la Ley. Por el contrario, el titular de Sanidad destacó que en la Comunidad de Madrid “no inspeccionan mucho”.

 

Por ello, en este “periodo de reflexión” se está estudiando si con el endurecimiento de la norma podrían comenzar a hacer inspecciones en aquellas que actualmente no las hacen. “Si esta ley que tenemos se cumple, se generaría un beneficio alto en salud, pero si una Ley que no es tan estricta no se acaba de cumplir nos gustaría tener una reflexión más sólida y seria”, aseveró.

 

El ministro ha afirmado que está en continuo contacto con los consejeros autonómicos que, con independencia de “los colores políticos”, le han pedido “continuar trabajando” en este aspecto. Además, reconoció que tras la Ley aprobada en España en 2005 se sucedieron en Europa leyes “más restrictivas que en España”, en países con “culturas próximas a la nuestra y con un nivel de éxito en su aplicación”.

 

La importancia de esta norma radica en que “la disminución del tabaquismo disminuye la incidencia de los infartos de miocardio”, por lo que “si su consumo lo llevásemos a cero, disminuiríamos la incidencia y prevalencia de patologías cardiovasculares y sus complicaciones”, recordó Soria.

 

Las enfermedades cardiovasculares constituyen la primera causa de muerte en España y, según los últimos datos manejados por Sanidad -referentes a 2005-, suponen un tercio de las muertes contabilizadas cada año. Del mismo modo, las hospitalizaciones por estas patologías son similares a las que se producen cada año por embarazo (un 13% del total de ingresos en cada caso).

 

Con el objetivo de reducir estas estadísticas, y además de las estrategias preventivas sobre el tabaquismo, el Ministerio de Sanidad anunció hoy que va a impulsar el desarrollo de programas de rehabilitación cardíaca en todas las comunidades autónomas dentro de la Estrategia Nacional en Cardiopatía Isquémica del Sistema Nacional de Salud (SNS).

 

En este sentido, y tras reunirse con la Junta Directiva de la Confederación Española de Pacientes Cardiovasculares (CONESPACAR), Soria pidió un esfuerzo de conjunto de Sanidad y las comunidades autónomas para impulsar estas unidades asistenciales tanto en los centros de primaria como en las consultas ambulatorias de cardiología, a pesar de que ya hay algunas comunidades que ya las han puesto en marcha.

 

Estos programas de rehabilitación cardíaca “tratan de combinar trabajos de rehabilitación psicológica con otros de actividad física para acomodar al paciente a una nueva situación en la que su corazón pueda ir adaptándose a recuperar sus función cardíaca”, explicó el secretario general de Sanidad, José Martínez Olmos. Por ello, las unidades de rehabilitación deberán incluir psicólogos, médicos, personal de enfermería e incluso dietistas que favorezcan que la alimentación de estos pacientes “sea la más adecuada”.

 

Fuente: JANO.es

Read Full Post »


El Ministerio de Sanidad y Consumo destinará 3,74 millones de euros a financiar proyectos municipales de prevención de las drogodependencias entre los más jóvenes, con cargo al Fondo de Bienes Decomisados y a través de la Delegación del Gobierno para el Plan Nacional sobre Drogas.

 

Según informó hoy en un comunicado, el objetivo es “implicar a los municipios en el desarrollo de planes locales de drogas, fomentando de forma reglada su participación activa en la lucha contra las drogodependencias y ayudar a los ayuntamientos económicamente en el impulso de estas políticas, que, además, sirven para crear empleo”.

 

Los únicos requisitos imprescindibles para poder optar a estas ayudas son que los ayuntamientos tengan un plan municipal de drogas y que cuente con más de 100.000 habitantes. Así, cada ayuntamiento podrá solicitar ayudas para un programa, que financiará hasta el 70 por ciento de su coste real y podrá desarrollarse durante 2008 y hasta septiembre de 2009.

 

No obstante, los programas tendrán que priorizar la promoción de alternativas de ocupación del ocio, fundamentalmente en fines de semana y periodos vacacionales, que ofrezcan oportunidades para participar en actividades lúdicas, deportivas, culturales y sociales, para evitar y reducir el consumo de drogas entre los jóvenes.

 

El modelo de solicitud para optar a esta convocatoria se puede obtener en el Boletín Oficial del Estado (www.boe.es) y el plazo de presentación finaliza un mes después de su publicación en el BOE, que se realizó el pasado 20 de septiembre.

 

Fuente: Europa Press

Read Full Post »

« Newer Posts